LOMACHENKO QUIERE ARRASAR EN LAS 135 LIBRAS Y ¿RETIRARSE?
Apr 05 2019 9:00 AM

LOMACHENKO QUIERE ARRASAR EN LAS 135 LIBRAS Y ¿RETIRARSE? -Reconocido hoy el Mejor libra por libra del mundo por varias publicaciones especializadas, el ucraniano Vasyl Lomachenko, monarca de las 135 libras, tiene grandes metas y también un objetivo a corto plazo: vencer al inglés Anthony Crolla, el 12 de abril, en el Staples Center, de Los Angeles,

“Loma” pondrá en juego sus coronas de súper campeón de la Asociación Mundial (AMB), de la Organización Mundial (OMB) y también la correspondiente a la prestigiosa revista The Ring.

Lomachenko es claro: “Mi objetivo es conquistar los cuatro títulos de los ligeros y después retirarme”, escribió Lomachenko en su cuenta de Instagram. “¿Para qué debería seguir peleando cuando me convierta en un campeón indiscutido de la división. De conseguirlo, entonces estaré listo para retirarme a la edad de 33 años. Estoy boxeando desde los 5 años y todo tiene su fin”. Ver para creer porque sin duda los retos no le faltaran al mejor púgil libra por libra del mundo.

Solos dos coronas le faltan a Lomachenko en las 135 libras: las que poseen el estadounidense descendiente de mexicanos Mikey Garcia (39-1-0, 30 KOs), dueño de la faja del Consejo Mundial (CMB) y la que ostenta el africano Richard Commey, de la FIB.

Con todo y sus aspiraciones señaladas, “Hi-Tech” Lomachenko (12-1-0, 9 KOs) reconoce que “primero es lo primero” y de ahí que se encuentra “totalmente enfocado” para doblegar a su retador obligatorio “El Millón de Dólares” Crolla (34-6-3, 13 KOs),

Top Rank, la promotora de Lomachenko, ya tenía listo casi todos los detalles para el duelo de unificación entre el ghanés Richard Commey, monarca de la Federación Internacional (FIB), pero el pleito se fue por la borda, tras sufrir el africano una lesión en el nudillo de su mano derecha.

El astro de Ucrania viene de doblegar por fallo judicial al puertorriqueño José “El Francotirador” Pedraza, el 8 de diciembre, en el legendario Madison Square Garden, de Nueva York, donde el boricua perdió la corona de la OMB en su primera defensa.

Por su parte, Crolla, de 32 años, se muestra optimista de cara al combate y basa su convicción en varios factores: la estatura, la superior permanencia en la categoría, su trayectoria profesional y la fortaleza mental, aunque reconoce que es un desafío extremadamente difícil.

Y como todos los rivales de Loma afirma haber preparado un minucioso plan táctico para contrarrestar las habilidades del ucraniano y sorprender al mundo.

¿Lo alcanzará? Sinceramente lo dudo.